Diccionario de entrenamiento

·




Adaptación: capacidad para modificar las estructuras y las funciones orgánicas y poder responder de forma eficaz a un estímulo.


Agarre: distancia que separa a las manos cuando sujetan una barra de entrenamiento y que puede ser cerrado (distancia inferior a la paralela de los brazos en posición de codos extendidos), medio (distancia equivalente a dicha paralela) o amplio (distancia necesaria para situar los antebrazos en posición paralela en el punto más bajo del recorrido en los ejercicios de tracción o empuje). También se refiere al grado de pronación o supinación de las manos)

Agonista: músculo o músculos que al contraerse, bien sea de forma dinámica o estática, asumen el protagonismo durante una acción muscular. Músculos que al contraerse de forma dinámica provocan el desplazamiento de un segmento o parte corporal.

Aislamiento, muscular: técnica que persigue la implicación significativamente mayor de un músculo (motor primario) durante la realización de un ejercicio que implica en su ejecución a varios grupos musculares (motores secundarios y fijadores). Capacidad para generar la máxima tensión con el músculo motor primario, reduciendo significativamente la participación de los músculos secundarios y fijadores, durante la realización de un movimiento sinérgico.

Ejercicio analítico: aquel que para su realización, exige la participación de un músculo o grupo de músculos que comparten la misma acción en una articulación, sin que se produzca movimiento significativo en otras.

Ángulo: grado de abertura que forman dos segmentos que convergen en una articulación. Disposición segmentaria que provoca mayor grado de estiramiento en un determinado paquete fibrilar, durante la realización de un movimiento.

Antagonista: músculo que realiza la acción contraria al músculo agonista o protagonista y que debe permanecer relajado mientras éste desarrolla la contracción.

Asincronía: incapacidad para estimular la contracción del mayor número posible de fibras. Ausencia de sincronía.



Balance muscular: determinación de los grupos musculares que protagonizan una determinada acción muscular.

Banqueta: aparato que consta de una superficie dotada de soportes, también llamados patas, adaptada para tenderse o sentarse con el objeto de realizar ejercicio físico. También banco.

Barra: pieza cilíndrica de metal cuya longitud puede oscilar entre los 120 cm. y los 200 cm. y que se usa para realizar diferentes ejercicios.

Calentamiento: proceso mediante el cual se prepara al organismo para responder a las exigencias del entrenamiento.

Calentamiento general: fase inicial del calentamiento que asegura una activación general de todos los sistemas orgánicos y que es común a toda práctica deportiva.

Calentamiento específico: fase final del calentamiento donde se acentúa el trabajo de aquellos músculos que van a tener una mayor participación durante la sesión de entrenamiento y que es propia de cada deporte.

Cansancio: proceso durante el cual se modifica la funcionalidad del organismo debido al esfuerzo realizado produciéndose una gradual disminución de la capacidad de respuesta.

Carga de entrenamiento: es el factor que determina los procesos de adaptación del organismo y se define como el producto del volumen de entrenamiento por la intensidad de trabajo.

Circuito de entrenamiento: sistema de entrenamiento en el que se efectúan varios ejercicios encadenados, sin pausa significativa entre ellos y que puede estar orientado a la mejora de la fuerza resistencia, la resistencia aeróbica o anaeróbica.

Fase concéntrica: acción que se desarrolla en contra de la gravedad durante una tensión isotónica y durante la cual el músculo se acorta.

Congestión muscular: aumento del riego sanguíneo que de forma temporal, se produce en un área muscular como consecuencia del ejercicio físico.

Tensión continua: tensión que ejerce el músculo, de forma sostenida durante el desarrollo de una serie.

Coordinación intramuscular: ver sincronía.

Coordinación intermuscular: capacidad para implicar el mayor número de músculos en la realización de un ejercicio.

Culturismo: disciplina que persigue el perfeccionamiento integral del ser humano por medio del entrenamiento con pesas. Filosofía y estilo de vida que integra ejercicio físico, hábitos de salud e higiene e intelectualidad, como vehículos de superación personal.

Densidad muscular: relación entre la cantidad de tejido magro y tejido graso del cuerpo.

Serie descendente: serie múltiple en la cual, una vez alcanzado el fallo muscular, se va reduciendo progresivamente el peso con el objeto de poder hacer más repeticiones.

Distribución muscular: forma en que se agrupan los diferentes músculos en una sesión de entrenamiento y se reparten a lo largo de un microciclo.

Eficacia: forma de proceder que conduce al logro de los objetivos propuestos.

Ejercicio: conjunto de acciones que se estructuran y ejecutan bajo determinadas condiciones para aprender algo o conseguir un efecto de entrenamiento.

Elasticidad: capacidad que poseen algunos cuerpos para recuperar su forma original una vez cesa la fuerza que lo deformó.

Electroestimulación: técnica que mediante la aplicación de descargas eléctricas sobre los músculos, permite estimular la contracción de los mismos.

Elemento técnico: cada uno de los componentes que definen la estructura del entrenamiento y permiten su orientación hacia la mejora de una determinada cualidad física (ejercicio, serie, repetición, pausa, intensidad, volumen, velocidad de ejecución, recorrido y ángulo de trabajo).

Entrenamiento: conjunto de procedimientos encaminados a provocar respuestas en el organismo que estimulen la adaptación de los sistemas y la mejora de las funciones tanto físicas como psicológicas.

Ejercicio especial: aquel que reproduce con exactitud una técnica deportiva y que se repite sistemáticamente con el objeto de mejorar alguna cualidad física específica que mejore la eficacia del gesto.

Ejercicio específico: aquel que trabaja los mismos músculos que son responsables del gesto técnico, propio de un deporte, pero no reproduce exactamente la técnica deportiva.

Estancamiento: período durante el cual el organismo no experimenta ninguna mejora en su funcionalidad.

Estiramiento muscular: ejercicio que pretende mejorar la elasticidad muscular mediante la elongación forzada.

Evaluación: conjunto de procedimientos que se siguen para determinar el grado de eficacia de un determinado proceder.

Fase excéntrica: acción que se desarrolla a favor de la gravedad durante una tensión isotónica y durante la cual el músculo se estira.

Fallo muscular: incapacidad momentánea de los músculos para seguir generando la tensión necesaria para vencer una resistencia. En una contracción de carácter isotónico, se produce en el ángulo más débil de la fase positiva.

Fatiga: punto culminante del proceso de cansancio que obliga a abandonar el trabajo. Momento en que se produce un descenso acusado de la capacidad de rendimiento.

Ficha personal: documento que contiene toda la información necesaria, de un alumno, para confeccionar el programa de entrenamiento.

Fijador muscular: músculo que se contrae para fijar un segmento o parte corporal, sin que se produzca desplazamiento significativo, para que otro pueda asumir funciones de agonista.

Físicoculturismo: disciplina deportiva cuyo objetivo fundamental es lograr desarrollo muscular.

Fitness: concepto que recoge el ideal de un desarrollo armónico del cuerpo y de sus capacidades físicas junto con la adopción de unos hábitos de vida saludables.

Flexibilidad: capacidad que poseen algunos cuerpos de ser deformados sin romperse.

Repeticiones forzadas: repeticiones que se efectúan, a partir del fallo muscular, mediante la ayuda de un asistente.

Frecuencia de entrenamiento: Pauta de repetición que se aplica en el entrenamiento de un músculo o grupo de músculos. Tiempo que media entre dos sesiones de entrenamiento de un mismo músculo o grupo muscular.

Fuerza: capacidad del músculo para generar tensión independientemente del grado de acortamiento.

Fuerza absoluta: capacidad para generar la máxima tensión muscular en un movimiento sin tener en cuenta ningún parámetro condicionante.

Fuerza explosiva: ver Fuerza velocidad.

Fuerza máxima: capacidad para mover el máximo peso durante una sola repetición en un ejercicio. Grado máximo de tensión que puede generar un músculo durante un esfuerzo de carácter único.

Fuerza máxima isométrica: capacidad para generar la máxima tensión muscular sin que se produzca modificación en el grado de acortamiento de las fibras musculares.

Fuerza máxima isotónica: capacidad para generar la máxima tensión muscular en un ejercicio dinámico.

Fuerza relativa: capacidad para generar la máxima tensión muscular teniendo en cuenta ciertos parámetros como: edad, peso corporal y sexo.

Fuerza resistencia: capacidad para mantener un esfuerzo muscular, con una intensidad media o submáxima (40%-85% de la fuerza máxima), durante el mayor tiempo posible.

Fuerza velocidad: capacidad para mover un peso en el menor tiempo posible. También fuerza explosiva.

Ejercicio general: aquel que pretende mejorar alguna capacidad que es común a varios deportes.

Impulso: acción muscular ejercida por los músculos motores secundarios y/o fijadores y que tiene por objeto facilitar la acción del músculo motor primario.

Intensidad (absoluta): es el porcentaje de trabajo en relación a la fuerza máxima que se aplica durante un esfuerzo de carácter muscular. Peso que se desplaza durante la ejecución de un ejercicio en relación al que se puede mover una sola vez en el mismo ejercicio.

Intensidad (relativa): es el porcentaje de trabajo que desarrolla el músculo motor primario, en un esfuerzo de carácter sinérgico.

Tensión isométrica: o estática, tensión durante la cual no varía la longitud del músculo.

Tensión Isotónica: o dinámica, tensión durante la cual varía la longitud del músculo desarrollándose una fase concéntrica o positiva y una fase excéntrica o negativa.

Localización muscular: capacidad de percibir los distintos grados de tensión de cada músculo durante la realización de un ejercicio.

Macrociclo: período de tiempo que comprende varios mesociclos. También llamado sub-período.

Mancuerna: pieza cilíndrica de metal cuya longitud puede oscilar entre los 20 cm y 30 cm, y que se utiliza para realizar diferentes ejercicios con independencia de ambas manos.

Mesociclo: período de tiempo que normalmente, comprende un mes natural.

Método: orden que se sigue en las ciencias para investigar y enseñar la verdad.

Metodología: ciencia del método. Conjunto de procedimientos orientados a la optimización del proceso de enseñanza-aprendizaje.

Microciclo: período de tiempo durante el cual se completa una unidad de entrenamiento que comprende varias jornadas, normalmente, entre cinco y siete.

Músculo motor primario: músculo agonista sobre el que recae la mayor parte del protagonismo en una acción muscular. Músculo mejor situado, anatómicamente, para efectuar una acción.

Músculo motor secundario: músculo agonista que colabora con el motor primario en una acción muscular.

Movilidad articular: capacidad que poseen las articulaciones de desarrollar un arco de recorrido máximo sin dañar las estructuras músculo-articulares implicadas.

Fase negativa: ver excéntrica, fase.

Sistema negativo: sistema en el que se efectúa la fase negativa de cada repetición sin que se realice la fase positiva.

Objetivo: fin hacia el que se dirige una acción. Relativo a lo que se desea conseguir.

Repetición parcial: reducción del recorrido que sigue un segmento durante la realización de una repetición.

Patrón motriz: esquema mental de un gesto o movimiento que se forma en base a la repetición sistemática del mismo.

Pausa: tiempo de inactividad muscular que tiene por objeto permitir la necesaria recuperación entre dos esfuerzos consecutivos.

Periodización: reparto del tiempo total de un ciclo anual de entrenamiento en períodos.

Período de entrenamiento: unidad de tiempo que se extiende por espacio de varias semanas o meses.

Sistema de pirámide: conjunto de series que se efectúan con una carga progresivamente menor. Disminución del peso manejado o del número de repeticiones efectuadas en cada serie de un mismo ejercicio.

Plan de entrenamiento: proyecto general que contiene la periodización de la temporada de entrenamiento, así como, los objetivos de la misma y los elementos que determinarán la adquisición de una forma física óptima.

Pliometría: sistema de entrenamiento que mediante el estiramiento rápido y forzado de los músculos pretende obtener una contracción más rápida e intensa.

Fase Positiva: ver concéntrica, fase.

Postura: modo de disponer las partes del cuerpo en oposición a la acción de la gravedad. Forma en que disponemos los segmentos corporales para realizar algún ejercicio.

Potencial: conjunto de cualidades físicas y psicológicas que permite alcanzar cotas máximas de rendimiento y que depende, en gran medida, de la constitución genética del individuo.

Motor primario: Músculo agonista que por su mejor disposición anatómica asume el mayor grado de responsabilidad en la ejecución de un gesto. Músculo que se muestra como más eficaz para la realización de un gesto.

Principio de entrenamiento: norma que nace de un hecho fisiológico probado y que debe ser seguida para orientar de forma óptima el proceso de entrenamiento.

Programa de entrenamiento: desarrollo detallado de los períodos, subperíodos, microciclos y sesiones, con sus respectivos objetivos y medios necesarios para conseguirlos.

Carga progresiva: sistema en el que se incrementa la magnitud de la carga (peso o repeticiones) en cada sesión de entrenamiento.

Recorrido segmentario: distancia que recorre un segmento desde el inicio hasta la finalización de una de las fases (positiva o negativa) del movimiento.

Recuperación: capacidad del organismo para sobreponerse a los esfuerzos a que es sometido durante el ejercicio físico. Proceso durante el cual, gracias a la nutrición y el descanso, el organismo experimenta un retorno progresivo al nivel de funcionalidad que poseía antes de la realización del esfuerzo físico.

Relajación: capacidad para disminuir la el grado de estimulación de los músculos.

Repetición: movimiento repetitivo que se desarrolla a lo largo de una fase positiva, en contra de la gravedad y una fase negativa, a favor de la gravedad. Gesto que persigue la contracción y posterior estiramiento de un músculo, a lo largo de un recorrido constante.

Resistencia aeróbica: capacidad para sostener un esfuerzo, con equilibrio entre aporte y consumo de oxígeno, durante el mayor tiempo posible.

Resistencia anaeróbica: capacidad para sostener un esfuerzo, sin la presencia de oxígeno, durante el mayor tiempo posible.

Resistencia física: capacidad para sostener una actividad física en el tiempo.

Resistencia muscular: capacidad de un músculo o grupo de músculos para sostener un esfuerzo de baja intensidad ( 10%-35% de la fuerza máxima), durante el mayor tiempo posible.

Rutina: hoja de sesión que contiene y ordena los ejercicios que se van a realizar especificando el número de series, repeticiones, intensidad y tiempos de pausa.

Motor secundario: músculo que colabora de forma sinérgica con el motor primario en un determinado gesto.

Serie: conjunto de repeticiones que realizamos de forma encadenada, con el objeto de llevar al músculo a un punto óptimo de estimulación.

Sesión de entrenamiento: período de tiempo durante el cual se desarrolla el programa diario de entrenamiento.

Sincronía: capacidad de estimular la contracción del mayor número posible de fibras musculares en la misma unidad de tiempo. También coordinación intramuscular.

Sinergia: concurso de varios órganos para realizar una determinada función.

Ejercicio sinérgico: aquel que para su realización, exige la participación de varios músculos que actúan en más de una articulación.

Músculo sinergista: músculo que mediante una contracción de carácter isométrico fija una articulación o un hueso, para que el músculo agonista pueda producir una determinada acción (sinergia verdadera). Ver también fijador, músculo. Músculo que colabora con otros músculos en la realización de un ejercicio (sinergia concurrente).

Sistema de entrenamiento: forma de estructurar y dimensionar los diferentes elementos técnicos del entrenamiento.

Sobrecompensación: proceso mediante el cual el organismo mejora su funcionalidad después de haber sido estimulado adecuadamente. Proceso de mejora de la capacidad atlética merced al entrenamiento debidamente orientado.

Sobreentrenamiento: proceso degenerativo de la condición física debido a la incapacidad del organismo para adaptarse a los estímulos a que es sometido. Condición fisiológica y psicológica que se manifiesta como un estado de deterioro de la disposición atlética.

Super-serie: realización de dos series sin que exista pausa de recuperación entre ellas.

Técnica: gesto o forma de proceder con eficacia ante un problema motriz. Movimiento que se automatiza, mediante su repetición sistemática y que permite responder eficazmente a una necesidad.

Técnica de entrenamiento: modificación puntual de algún elemento técnico de un sistema de entrenamiento con el fin de mejorar algún aspecto del rendimiento.

Tensión muscular: grado de estimulación muscular que depende de los impulsos nerviosos.

Tono muscular: grado de estimulación de los músculos en estado pasivo. Estado muscular que depende de la capacidad del sistema nervioso para mantener una grado de excitación permanente de las fibras mediante impulsos de carácter asincrónico.

Velocidad de ejecución: tiempo expresado en segundos que se invierte en la realización de una serie o de una repetición.

Volumen de entrenamiento: parte cuantitativa de la carga de entrenamiento y que puede expresarse en términos de distancia, peso o número de ejercicios.